lunes, 21 de julio de 2014

LA MARJAL DE ALMENARA

El marjal de Almenara tiene 1.550 hectáreas y está situado al sur de la provincia de Castellón y al norte de la de Valencia, en las comarcas de la Plana Baixa y el Camp de Morvedre. Pertenece a la Red Natura 2000 y está incluida en el catálogo de Zonas Húmedas de la Generalitat Valenciana, donde pertenece al grupo denominado albuferas y marjales litorales.



Els estanys son lagunas de agua dulce que se encuentran dentro del marjal, a medio camino entre el pueblo y la playa Casablanca, provenientes de los acuíferos de la sierra de Espadan formando parte de una Microreserva de Flora y del lugar de Interés Comunitario (LIC).
Dentro de los límites del paraje se pueden encontrar una gran variedad de hábitats característicos del paisaje costero mediterráneo, donde se encuentran tanto los típicos de la montaña como los de los humedales. 
Fáusticamente, los marjales de Almenara son una de las áreas más importantes de la Comunidad Valenciana, con más de 300 especies de vertebrados observadas (algunas de ellas incluso amenazadas a nivel internacional) correspondiendo 7 especies a peces, 15 a reptiles, 4 a anfibios, 254 a aves y 26 a mamíferos. 
Este humedal destaca especialmente por ser una localidad de gran importancia para la nidificación, migraciones e invernada de las aves acuáticas y marinas. Habiéndose censado durante el invierno hasta más de 20.000 individuos pertenecientes a estos grupos faunísticos.
Durante el verano solamente permanecen inundados los estanques donde afloran los “ullals” o surgencias (como los estanys de Almenara) mientras que las lagunas resultantes de la extracción de turba (Bassots) se suelen secar en mayor o menor medida.
La marjal y estanys de Almenara ha sido adaptada y recuperada ambientalmente para su uso público en unas obras que se iniciaron en junio de 2008. De este modo, los vecinos y visitantes de la población de la Plana Baixa ya cuentan con caminos peatonales y observatorios de fauna para contemplar el regenerado paisaje.
En la adecuación del marjal se han incluido la plantación de especies arbóreas y arbustivas con el fin de recuperar la vegetación de ribera y de los hábitats propios de marjal, y la formación de lagunas e islas emergentes favoreciendo la nidificación de aves acuáticas. Así, la mayor parte de las zonas restauradas han quedado inundadas por una lámina de agua permanente, que mejora el alto valor ecológico de las zonas húmedas. 
También se han creado varios itinerarios peatonales, con instalación de paneles de información y observatorios de fauna para ayudar a los visitantes a comprender los valores naturales de este entorno.
El recorrido por los estanys apenas tiene dos kilómetros de longitud y está adaptado a personas de cualquier edad y condición, siendo especialmente recomendado para hacerlo con niños, incluso muy pequeños. 


Recorrido por los estanys marcado con GPS
Estanys de Almenara



Algunas lagunas ya presentaban estiaje

Camino de las moreras

Observatorio de aves



Arrozales de Raga, Peris y Ferrer


Si sobra tiempo y hay ganas de andar, las posibilidades de Almenara y sus alrededores son muchas. Podremos subir a su imponente castillo en un recorrido de grandes
 panorámicas o perdernos por la infinidad de senderos que recorren los cerros del Cid y la Muntanyeta Blanca, cubiertos por un tupido manto de pinos y que nos depararan unas vistas aéreas sorprendentes de todo el marjal de Almenara y de sus lagunas.  


Recorrido del castillo marcado con GPS
Castillo de Almenara
Almenara desde el castillo

Caminos del Cid y la Mountanyeta Blanca

La marjal de Raga, Peris y Ferrer desde el Cid
Conjunto lagunar de Almenara desde los altos de la Mountanyeta Blanca


       

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada