miércoles, 25 de mayo de 2016

HINOJO Y CARDO MARINO

El hinojo marino (Crithmum maritimum) es una planta perenne comestible, única en su género y perteneciente a la familia de las umbelíferas, propia de las costas de Europa y del norte de África.
Al parecer, su contenido nutricional varía según la zona en la que se encuentre, el momento de recolección o la variedad. En general, el hinojo marino es rico en yodo, sales minerales, carotenoides, vitamina C, carbohidratos y proteínas, entre otros.
Es una planta halófila, tolera la salinidad del agua marina y es muy resistente a la sequía. Crece en las zonas costeras, a pleno sol, en acantilados, en terrenos arenosos, en las rocas… Es algo leñosa su base y sus hojas alargadas son carnosas en su madurez, mientras que sus flores (florece a finales de agosto) son similares a las de la familia del hinojo, numerosas y pequeñas, de color blanco o amarillo verdoso, tipo umbela. 
Las hojas carnosas y brillantes del hinojo marino son utilizadas por la medicina. Mas para beneficiarse mejor de sus propiedades, antiescorbúticas, tónicas y aperitivas hay que comerlas crudas. 
Sin embargo, debido a su importancia ecológica y a su limitada extensión geográfica, es una especie protegida y su recolección puede estar restringida en algunas zonas. 
El cardo de mar o cardo marino (Eryngium maritimum L.) es una planta perenne perteneciente a la familia de las apiáceas. Es nativa de las regiones costeras de Europa, cultivada frecuentemente en jardinería por sus flores de color azul metálico. 
El cardo de las playas se caracteriza por sus hojas duras y espinosas de color gris claro, las flores se agrupan en glomérulos compactos que pueden adquirir tonos azules, como también las hojas cercanas a la inflorescencia. Tiene un rizoma que puede alcanzar mucha profundidad anclando la planta al sustrato móvil que son los arenales. Florece al final de la primavera. 



Hinojo marino




Cardo marino



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada